Arica

Mujeres afrodescendientes por primera vez participan del taller de género del IPS

Provenientes de las comunidades de Codpa y Las Llosyas, recibieron información sobre derechos y beneficios previsionales y sociales desarrollados por el IPS.

Por primera vez, mujeres afrodescencientes de la agrupación “Hijas de Azapa”, del sector Las Llosyas del Valle de Azapa, y la comunidad rural del poblado de Codpa, estuvieron presentes en el “Taller de Promoción de Derechos Previsionales y Seguridad Social para Mujeres de Zonas Rurales”, abordando temáticas desde la perspectiva de género y ofreciendo instancias de diálogos y consultas sobre situaciones puntuales y personalizadas.

Los dos talleres —organizados por el Subdepartamento de Estudios, Estadísticas y Equidad de Género de la División Planificación y Desarrollo del IPS— contaron con la participación de más de 40 mujeres de sectores rurales de la región, quienes ampliaron sus conocimientos sobre cómo se accede a los beneficios que entrega el Estado y los derechos en materia de pensiones, Pilar Solidario, bonos, Asignación Familiar y políticas de género.

El director regional (s) Eddie Correa explicó que el objetivo de desarrollar este programa es “llegar con información sobre temas previsionales y de seguridad social a sectores apartados de la capital regional y, en especial, a las mujeres de zonas rurales, es una necesidad, ya que debemos disminuir las brechas en el ámbito del conocimiento previsional, que permitan avanzar en el ejercicio de derechos sociales, laborales y previsionales”.

Desde el año 2015 que el IPS inició la ejecución de talleres orientados a mujeres de distintos territorios rurales y con pertenencia indígena, cuyo objetivo es contribuir a la igualdad de derechos de los distintos territorios y, junto con ello, mejorar la situación previsional y de seguridad social.

EMPODERAR A LAS MUJERES

Vilma Muñoz, miembro del equipo de género del IPS, manifestó que las jornadas de capacitación están enmarcadas en un convenio nacional: “El objetivo es empoderar a las mujeres rurales en sus derechos en general, ya que por un tema de geografía y las características de sus trabajos, la mayoría de ellas no cotiza. Por eso, nos acercamos a estas zonas para que aprendan sobre beneficios previsionales y de seguridad social”.

Las jornadas de capacitación contaron con la presencia de mujeres jubiladas, operadoras textiles, ayudantes de cocina, cuidadoras de personas de la tercera edad, del programa “Jefas de hogar” y manipuladoras de alimentos, entre otras asistentes, quienes participaron activamente en los talleres informativos, cuya dinámica de trabajo incluye un diagnóstico, entrega de información y evaluación, para luego realizar un procesamiento de la información para la mejora e implementación de nuevos talleres.

La afrodescenciente Azeneth Báez, miembro de la agrupación “Hijas de Azapa”, reconoció que esta es una gran oportunidad de hacer consultas, evitando ir a las oficinas y recibir respuestas inmediatas. “Con este taller me enteré de muchas cosas. Si bien aquí no se sabe mucho de los derechos que tenemos, igual me va a ayudar para saber de algunos beneficios previsionales que podemos optar, porque una ve las cosas ‘así no más’ y no entendemos lo que es”, planteó.

Cada taller considera la aplicación de una ficha, instrumento que recopila información relacionada con situación previsional, laboral, grupo familiar, situación de vivienda, cuidado de niños y adultos, nivel de escolaridad y acceso a capacitación. También determina el nivel de conocimiento previsional y de seguridad social inicial de las participantes.