En conmemoración del 8M, Gobierno destaca avances y anuncia que este año todas las regiones contarán con un centro de atención para mujeres víctimas de violencia

“Cuando la violencia contra las mujeres retrocede, el país avanza”. Bajo este lema, el Gobierno conmemoró un nuevo 8M, Día Internacional de la Mujer, destacando las acciones emprendidas para prevenir, atender y reparar la violencia contra las mujeres y anunciando que, a fines de este año, existirá un Centro de Atención Especializada en Violencias de Género en cada región del país.

La ceremonia fue encabezada por el Presidente Gabriel Boric, junto a la ministra de la Mujer y la Equidad de Género, Antonia Orellana. “Hoy existen 12 en funcionamiento, hay 8 más que están en proceso de apertura y hoy me comprometo a sumar en otras regiones más de estos centros, en Arica, en Ñuble y en Aysén, cumpliendo, de esta manera, con nuestro compromiso como Gobierno de tener al menos un Centro de Atención Especializada en Violencias de Género en cada región”, señaló el Presidente Boric.

“Tenemos el deber moral, político e histórico de defender el legado de nuestras madres, abuelas y antecesoras. Avanzar y no retroceder”, señaló la ministra de la Mujer y la Equidad de Género, Antonia Orellana. “Confío en que después de esta semana legislativa, en que por fin aprobamos la Ley Integral contra la Violencia, dejaremos un país más preparado para enfrentar la violencia de género, para prevenirla. En ese desafío esperamos el compromiso de todos los sectores”, agregó la autoridad.

En este sentido, Orellana planteó que “es una ley que se ampara a derecho, que fue aprobada, que trae indicaciones de senadoras, senadores y parlamentarios de todos los sectores y que, además, trae recursos frescos y sistemas de gestión nuevos para que el Estado pregunte menos y haga más para apoyar a las mujeres. Y, por lo tanto, vamos a defender este proyecto aprobado transversalmente a través de los recursos que la propia democracia establece”.

La aprobación de la Ley Integral para prevenir, sancionar y erradicar la violencia contra las mujeres fue uno de los avances relevados por el Gobierno. Esta ley, cuya discusión reactivó y priorizó el gobierno, a través del Ministerio de la Mujer y la Equidad de Género, y que mandata a los distintos órganos del Estado velar por el debido acceso a la justicia de las víctimas, garantizando, por ejemplo, asistencia y representación judicial y mejorando la vigilancia de las medidas cautelares. Esta ley protege también a niñas, niños y adolescentes, reconociéndoles como víctimas directas de la violencia que reciben sus madres y/o cuidadoras, posibilitando el desarrollo de una oferta programática de atención y reparación para ellas y ellos y repercutiendo en las decisiones que puedan tomar los Tribunales respecto a su custodia.

En cuanto a los avances contra la violencia económica hacia las mujeres, se destacó la implementación el Registro Nacional de Deudores y la puesta en marcha del mecanismo para el pago efectivo de deudas de pensiones de alimentos, que ha permitido el pago de más de 162 mil millones en deudas desde los fondos de AFP de los deudores, lo que ha beneficiado a más de 50.000 familias.

Respecto a la violencia sexual que afecta principalmente a niñas y adolescentes, el Gobierno, a través del Ministerio de la Mujer, ha incorporado las agresiones sexuales al GES, lo que no solo ha permitido la atención a más de 2 mil personas desde que se implementó esta medida, de las cuales más de 800 son menores de edad, sino que también se ha constatado que más mujeres han accedido a la Ley IVE por la causal de embarazo por violación, como resultado de la mejor articulación entre instituciones del Estado.

Dentro de las acciones desarrolladas para abordar la violencia física que entre 2022 y 2023 truncó la vida de 84 mujeres en Chile, en 2023 se promulgó la ley de reparación a víctimas de femicidio y sus familiares, como una respuesta del Estado frente a la violencia extrema que viven cientos de mujeres y sus familias. A 9 meses de su promulgación, ya se han entregado 46 pensiones a niñas, niños y adolescentes que han perdido a sus madres producto de femicidios.

Asimismo, se ha rediseñado la oferta del SernamEG para mejorar la atención de las mujeres que viven violencia, en base a evaluaciones y a la evidencia. Esto ha permitido aumentar los recursos de los programas para atención a víctimas de violencia en 5,2% para este año, permitiendo ampliar su cobertura.

Asimismo, en el marco de esta conmemoración, se anunció que este año se inaugurarán nuevos Centros de Atención Especializada en Violencias de Género con el objetivo de contar con al menos uno en cada región del país, cumpliendo con este compromiso presidencial que tiene por objetivo atender las necesidades más urgentes de las mujeres que viven violencia, incluida la violencia sexual, brindándoles asistencia oportuna, adecuada y especializada para su reparación psicosocial y restitución de derechos a través de atención psicológica y psiquiátrica y asesoría de un o una abogada y trabajador/a social.

La ministra Orellana relevó los avances logrados en materia de igualdad y no violencia, no obstante, señaló que “atender y reparar no basta, no es suficiente, necesitamos frenar la violencia, hacer retroceder las cifras, porque cuando la violencia contra las mujeres retrocede, nuestro país avanza”.

Respecto a las prioridades del ministerio, la ministra destacó la modificación al régimen de sociedad conyugal, el seguir avanzando en la implementación del sistema para el pago efectivo de pensiones, la modernización de SernamEG y “tal como nos ha mandatado el Presidente -no sólo a mí, sino también a la ministra del Trabajo, el ministro de Hacienda y el ministro de Educación- a que podamos encontrar un acuerdo en Sala Cuna”.

Prensa y Comunicaciones

Prensa y Comunicaciones